Los ayuntamientos perdidos del Bierzo

Geografía, historia y reflexión: hablamos sobre los municipios de la comarca que mutaron, cambiaron de nombre, absorbieron a otros o, simplemente, desaparecieron del mapa
La localidad de Fresnedo, afectada por la intensa nevada. (Foto: César Sánchez)

La geografía política de la comarca del Bierzo ha variado en los últimos dos siglos. La del Bierzo y la de muchos lugares más. Pero en lo que respecta a nuestra comarca, la integración (o segregación) de municipios, o el cambio de cabecera o nombre, va desde lo reciente a lo antiguo y se sitúa entre lo archiconocido y lo sorprendente.

Algunos de estos cambios, sobre todo los que sucedieron más cerca en el tiempo, perviven en la memoria de muchos ciudadanos. No es raro que en algunos pueblos se señale el que fue en sus tiempos el edificio del Ayuntamiento, donde todavía cuelgue el buzón. O que el orgullo hinche de aire la soflama al viento de “¡y fue municipio!” mientras se reviven recuerdos de tiempos quién sabe si tal vez mejores.

Otros, los que casi solo relatan los archivos, despiertan incluso dudas en algunos entendidos. Hoy nos proponemos un viaje a la geografía, sí, pero también a la historia de la comarca del Bierzo y sus ayuntamientos. Con un aviso previo a navegantes y es que la información que aquí se muestra proviene de fuentes oficiales de carácter estatal, como puede ser el Instituto Nacional de Estadística o el Ministerio de Hacienda. Esto quiere decir que si bien se da por sentado que estos datos son, en su mayoría, correctos, cabe la posibilidad de que en dichos registros se colara algún error o, simplemente, no coincidan con el saber de algunos.

Los municipios perdidos del Bierzo

La comarca del Bierzo, en cuanto que entidad política creada en los años noventa, está compuesta de 38 municipios. Estos son los de lo que se entiende por comarca geográfica del Bierzo, los del Alto Sil y la llamada Cabrera Baja. Pero estas 38 entidades, algunas de ellas al menos, no han tenido siempre la forma o el nombre actual. Algunos cambios, de cabecera o incluso de absorción por parte de otro ayuntamiento, han hecho que podamos hablar de los municipios perdidos del Bierzo, en un vistazo con el que nos retrotraeremos a mediados del siglo XIX.

Ponferrada no es solo la capital del Bierzo sino también su más extenso término local. Para lograr ese tamaño, podría decirse que hay víctimas que se han quedado por el camino. Las más famosas, por recientes, son San Esteban de Valdueza y Los Barrios de Salas. Pero primero hablaremos de otras dos, menos conocidas.

Se trata de Toral de Merayo y Columbrianos. Estos dos pueblos fueron municipio, siendo cada uno cabeza del suyo. Ocurrió durante un breve periodo, entre 1857 y 1877. Tenían unos 1.200 y 1.500 habitantes por aquel entonces.

En el caso de la incorporación de San Esteban y Los Barrios, la memoria tiene más datos porque son hechos más recientes. Sendos decretos fueron publicados en el Boe en junio del 74 (exactamente el día 14) y el febrero de 1980 (para los curiosos, el día 2). San Esteban tenía en su momento de su absorción por Ponferrada 1.154 habitantes y el municipio de Los Barrios unos 1.200 cuando desapareció.

Puerta de una casa señorial en una calle de San Esteban de Valdueza. / FM

 

Pero en la historia de San Esteban de Valdueza como municipio, hay dos cambios que no se conocen tanto. El primero es que entre 1857 y 1877, San Clemente, en el valle del Oza, se segregó de San Esteban y tuvo su propio municipio. Y el segundo es que en 1963, los registros oficiales señalan que una parte del territorio del municipio de San Esteban de Valdueza pasó a Priaranza del Bierzo. Se trata de Ferradillo, cuya junta local pidió (dice el decreto) pasarse a Priaranza porque estaban más cerca y compartían el riego. Por cierto: Priaranza en 1948 perdió parte de su territorio en favor de Borrenes. Según las fuentes consultadas, se trataría de San Juan de Paluezas y Voces.

Fresnedo, el último en desaparecer

El último municipio que desarpareció en el Bierzo fue Fresnedo. Situado al norte de Cubillos y al sur de Toreno, esta pequeña municipalidad se disolvió en noviembre de 1987. Lo hizo de forma curiosa, pasando la parte norte a Toreno y la sur a Cubillos. Los lectores de El Bierzo Digital ya conocían este hecho pues de aquí viene que, a día de hoy, tanto Tombrio de Arriba como Tombrio de Abajo pertenezcan al mismo municipio (Toreno). Hasta 1987, no era así, ya que Tombrio de Abajo pertenecía a Fresnedo.

Otro reciente en desaparecer fue Valle de Finolledo, En 1973, Vega de Espinareda incorporó el municipio de Valle de Finolledo. Este había sido llamado Ayuntamiento de Burbia en los registros oficiales, utilizándose dicho nombre (al menos en el censo) oficialmente hasta 1897, cuando pasa a ser Ayuntamiento de San Martín de Moreda. Breve cambio, todo hay que decirlo, porque desde 1900 (hasta su integración en Vega) fue Valle de Finolledo. De alguna forma, la cabeza del ayuntamiento fue bajando desde las frías alturas a vegas más amables.

En cuanto a lo de desaparecer, el tercero e inmediatamente anterior es Paradaseca. Antes de entrar en detalles sobre la integración de este último en Villafranca, cabe mencionar que en el censo de 1857, el nombre de este municipio aparece separado, Parada Seca. Ocurre, en el mismo censo, lo mismo con Molina Seca (que hoy también se escribe todo junto).

La Leitosa
La Leitosa, explotación minera en las cercanías de Pobladura de Somoza, hoy municipio de Villafranca. / EBD

 

Paradaseca se incorporó a Villafranca del Bierzo en diciembre de 1967. Podríamos decir que en tal fecha se incorporó totalmente pues, según los registros oficiales, Pobladura de Somoza había pasado unos años antes, en agosto del 64, del Ayuntamiento de Paradaseca al de Villafranca del Bierzo. Con Pobladura ya segregada, Paradaseca contaba con 2.102 habitantes cuando pasó a formar parte de Villafranca del Bierzo.

Más movimientos en Villafranca

Además de integrar, por capítulos, a Paradaseca, el municipio de Villafranca ha vivido más cambios en los últimos dos siglos. Para empezar, por el nombre. En el censo de 1857 aparece como Villafranca del Vierzo, grafía que cambia a del Bierzo posteriormente.

De acuerdo con los registros oficiales, en mayo de 1957, Villafranca incorporó parte del territorio del municipio de Villadecanes, al sur-este. Se trataba de Valtuille de Abajo, que desde entonces, con su hermano de Arriba, forman parte de Villafranca. Curiosamente, en ese mismo Boletín se publicó la disolución del pueblo de San Miguel de Laciana y su integración en Villablino.

El último movimiento en Villafranca será de cesión, en favor de Cacabelos, de San Clemente y Villabuena. Esto es tan reciente que ni apareció en el Boe sino que lo publicó el Bocyl en diciembre de 1989.

Cerca, en Corullón, tampoco ha faltado tira y afloja en lo que vienen siendo las lindes municipales. Encontramos dos cambios, ambos del siglo XX. En el Boe, en 1970, encontramos publicado que Cabeza de Campo y sus anejos La Ribera, El Puente y Los Molinos son segregados de Corullón y pasan a Sobrado; mientras que en ya en tiempos del Bocyl, en 1985, se publica que Paradela del Río y sus anejos de Peón, Penedelo y Valiña dejan de formar parte de Corullón para pasar a ser término municipal de (se llamaba entonces) Villadecanes-Toral de los Vados.

Escultura de un niño comiendo uvas en Otero de Toral, que todavía se le llama ‘de Villadecanes’. / FM

 

Cambios de cabeza de municipio en la historia Bierzo

Siguiendo por esta zona, sin irnos del último mencionado, podemos hablar de uno de los cambios de nombre y de cabeza de municipio más conocidos de la historia de los municipios del Bierzo. Es del Villadecanes a Toral de los Vados. Hubo un periodo de transición pero finalmente hoy en día solo lleva el nombre de Toral. Curiosamente, en algunas búsquedas, para la conocida web Google (y en algunos documentos oficiales, como por ejemplo de Sacyl), sigue apareciendo Villadecanes como cabeza de municipio y nombre del mismo. Ese cambio de nombre es muy reciente, del puro siglo XXI. Antes de que ocurriera, se incorporaron a este término municipal los territorios antes mencionados provenientes de Corullón y Villafranca.

Torre del Bierzo se convirtió a mediados de siglo XX (en torno a 1960) en cabeza de municipio, dando nombre al ayuntamiento que antes había sido oficialmente Albares de la Rivera (con uve en algunos registros del censo y en ocasiones, solamente Albares). También hay una incorporación de territorio en la historia de este municipio: en diciembre del 68, Tremor de Abajo (y “su barrio Cerezal de Tremor”, dice el Boe) dejan de pertenecer a Folgoso de la Ribera (este aparece siempre con be) para pasar a ser de Torre. Cerezal es uno de los pueblos del Bierzo que a día de hoy se encuentran deshabitados.

Otra cabeza de municipio actual que no siempre lo fue es Sobrado, de quien antes hemos comentado que obtuvo Cabeza de Campo y otras aldeas cercanas de Corullón en los ‘70. Antes de eso, este ayuntamiento había tenido varios nombres. El municipio de Sobrado recibe ese nombre desde el año 1900. Antes tuvo otras dos cabezas y tres nombres, por la variación de la segunda ella. Estas fueron Cabarcos, en 1842, Portela, en 1857 y Portela de Aguiar, desde 1860. Este último nombre se mantuvo hasta el final del siglo XIX. Como ocurriera con Burbia-Moreda-Valle de Finolledo, la cabeza del municipio fue perdiendo altura.

El lago de Carucedo se ncuentra entre Carucedo y el pueblo de Lago de Carucedo, que dio en sus tiempos nombre al municipio. / QUINITO

 

Otro cambio de cabeza y nombre es del Lago de Carucedo, que paso a ser simplemente Carucedo a finales del siglo XIX. Y en la Cabrera, en Benuza, encontramos otro cambio y en similares fechas, y es que Benuza fue Sigüeya hasta más o menos 1887. De aquella, eran 2.800 habitantes.

¿Los ayuntamientos tienen apellido (y desde cúando)?

Algunos ayuntamientos del Bierzo tienen apellido. Este es un cambio, por así decirlo, menor en el nombre pero queda registrado en los censos.

No es el caso de Palacios del Sil y Páramo del Sil, que son del Sil oficialmente desde que hay constancia documental.

Cubillos no es tan antiguo en esto y solo fue del Sil a partir de 1916. Priaranza, desde 1900, es el más veterano del Bierzo, tras Villafranca y antes de Berlanga (1916). Noceda del Bierzo es el nombre oficial de este ayuntamiento desde noviembre de 2002, lo que lo hace el más novel con ese apellido.

Folgoso es de la Ribera desde 1860.

Y como curiosidad, podríamos mencionar que, en algunos censos decimonónicos, Villablino aparece mencionado como “Villablino de la Ceana”, lo que parece una deturpación de “Laciana”.

Cambios de entidades menores en los límites municipales del Bierzo

Hasta el momento, hemos ido relatando algunos cambios importantes y mencionando otros pequeños. Pero de estos segundos, quedarían unos cuantos por enumerar. La historia de los últimos dos siglos en el Bierzo tiene sus idas y venidas: no pocas pedanías han decidido mover la linde y pasar a ser parte del municipio vecino haciendo vecino al hasta entonces propio.

No constan eventos violentos ni delitos de sangre en estos procesos. En algunos, ni siquiera consta exactamente de qué cambio se trata, pues no siempre es posible conseguir toda la documentación. La que les aportamos es una lista obtenida de documentos oficiales hasta donde nos ha sido posible conocerla.

Vista de Bembibre. / QUINITO

 

En estas incorporaciones tenemos que empezar hablando del segundo municipio de la provincia, Bembibre, del que hasta ahora no habíamos dicho nada. En mayo de 1965, este ayuntamiento incorporó parte de lo que hasta ese entonces era territorio de Castropodame. Según las fuentes consultadas, se trataría de la localidad de Socuello.

Entre Fabero y Páramo del Sil también hubo un cambio. Se trata de San Pedro de Paradela (uno de los cinco pueblos llamados San Pedro que hay en el Bierzo), que pasó de formar parte de Páramo a integrarse en el municipio faberense. Esto ocurrió en octubre de 1960.

Páramo también protagoniza otro cambio, este a su favor, el de la localidad de Salentinos. Dicha segregación desde Palacios del Sil fue publicada en el Boe en marzo de 1990 aunque no se hizo efectivo hasta bien entrado el siglo XX. Es posible que otros cambios aquí mencionados tampoco coincidan con la fecha de publicación en los boletines oficiales de la que se dispone.

La última segregación-incorporación que, según los datos disponibles, nos quedaría por mencionar, sería la de Villar de los Corrales, que en 1957 dejó el municipio de Barjas para pasar a formar parte de Trabadelo.

Cambios presentes y futuros en los municipios del Bierzo

La geografía política es cambiante: hemos recorrido casi dos siglos de idas y venidas, cambios de cabeceras y nombres, segregaciones y desapariciones. Los municipios del Bierzo han variado a lo largo de la historia y eso no tiene por qué dejar de ser así.

Recientemente, las localidades del valle de Ancares conseguían la aprobación del Consejo Comarcal para dejar de denominarse “Candín y que el ayuntamiento pasara a denominarse Valle de Ancares. Tienen la oposición de ciertas instituciones de otros lugares, por los que no pasa el río Ancares.

Y en Fornela, no son pocos los que piden un cambio similar, para que el Ayuntamiento de Peranzanes pase a denominarse con el nombre del valle. Es un cambio que muchos políticos aprueban y que probablemente, tras la publicación en el Boletín del cambio de Candín a Valle de Ancares, sea la próxima que veamos.

Y en cuanto a cambios de lindes, hay una reclamación histórica que en fechas recientes ha tenido su espacio en los medios. Se trata de una serie de viviendas que pertenecen a habitantes de Cueto pero que fueron metidas dentro de las lindes del municipio de Cabañas. El Ayuntamiento de Sancedo (cuyo nombre, que no se trata de un hagiotopónimo, como explicamos en este artículo, aparece en el censo de 1842 como Saucedo) ha pedido que se revise esa demarcación y que se modifique la linde municipal, por ahora sin éxito.

Eso será en el futuro. En la jornada de hoy, hemos propuesto una reflexión sobre la geografía y la historia de la comarca, en este viaje a los municipios perdidos del Bierzo. Es posible que dada la vasta cantidad de información al respecto, alguna se haya extraviado. Animamos al atento lector a servirse de la sección de Comentarios para corregir o añadir lo que por propio conocimiento sepa que ha sido omitido o erróneamente mencionado.

Mirador Jesús García, en Cueto. / EBD

 

 

4 comentarios en “Los ayuntamientos perdidos del Bierzo

  1. La fecha concerniente el valle de finolledo no es correcta.no fue en 1981 sino en los años 70 antes del 78 que es cuando regrese al pueblo.

    1. Tiene Vd. toda la razón. Había un error en el texto. El decreto de Gobernación que aprueba este cambio se publica en diciembre de 1973. Ya ha sido corregido. Por alguna razón, se ha errado al poner la fecha en el artículo. Es muy de agradecer la aportación del lectores como Vd.

  2. El Valle de Finolledo pasó a ser parte del municipio de Vega de Espinareda (Villa histórica del Bierzo), no de Vega de Valcarce!!

Los comentarios están cerrados.