La Junta dedicará 4 millones de euros a la lucha contra el fuego desde bases como la de Cueto

Además del personal, las propuestas incluyen el equipamiento colectivo e individual, herramientas específicas para prevención y extinción, material auxiliar o vehículos
Un Bell 212 de la base de Cueto.

La Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio ha aprobado el gasto de cuatro contratos que tienen como objeto la prestación de un servicio de lucha integral contra incendios forestales desde las bases de Cueto y Rabanal, en León, Maíllo (Salamanca) y Rosinos (Zamora) a través de cuatro cuadrillas helitransportadas ELIF A, cuatro cuadrillas ELIF B y cuatro cuadrillas nocturnas November (N). El presupuesto total de la contratación es de 4.272.887 euros, dividido para las bases de la siguiente manera:

Además del personal, las propuestas incluyen el equipamiento colectivo e individual (herramientas específicas para prevención y extinción, material auxiliar, vehículos, etcétera) para que su actuación sea lo más eficaz posible.

El objeto principal de los contratos es la participación de las cuadrillas ELIF A y ELIF B en la lucha contra incendios. En concreto las funciones a desarrollar por estas cuadrillas serán:

  • Extinción de incendios forestales. Será su cometido principal, actuando como medio de ataque inmediato dentro de sus zonas de actuación de despacho automático, primando en su actuación el ataque directo, siempre que sea posible. También actuarán en las labores de refuerzo (ataque ampliado) encomendadas por los Centros de Mando o los directores de Extinción. Para estas labores de extinción en EPA y en EPM cuando esté disponible actuarán las cuadrillas asociadas al helicóptero de cada base, de capacidad suficiente para todo el personal y el agente medioambiental asignado.
  • Trabajos de entrenamiento y prácticas durante los periodos de permanencia en la base y siempre que no sea necesaria la intervención en incendios. Los programas de entrenamiento incluirán ejercicios destinados a mejorar o mantener la capacidad física de todos los componentes de la brigada, ensayo de procedimientos (embarques y desembarques de la aeronave, organización en el combate, técnicas y tácticas de extinción), prácticas de actuaciones (construcción de líneas de defensa, ejercicios de compresión de órdenes, protocolos de seguridad en la extinción, manejo de herramientas,..) y formación teórica continua, debiendo realizar tras cada una de las intervenciones una valoración grupal analizando los fallos y los aciertos.
  • Tratamientos selvícolas preventivos y adecuación de áreas o franjas cortafuegos, tales como desbroces, podas, clareos, cortas, resalveos, tronzados, desramados, apilados y recogida, saca o eliminación de restos.
  • Trabajos de mantenimiento, pequeños arreglos, orden y limpieza de la base de medios aéreos en los tiempos muertos durante el periodo de permanencia de la cuadrilla en la base.
  • Realización de pequeñas reparaciones y trabajos de mantenimiento en infraestructuras e instalaciones utilizadas para la prevención y extinción de incendios forestales (puestos de vigilancia, puntos de agua, puntos de encuentro de medios del operativo, almacenes, naves, etc.)
  • Tratamientos sanitarios en masas. Todo tipo de tratamientos preventivos o de extracción de la vegetación afectada por plagas, enfermedades o susceptibles de ser afectados por ellos que se lleven a cabo en la comarca o provincia.
  • Quemas controladas
  • Adecuación de pistas y caminos forestales (desbroce de caja y márgenes, bacheado, retirada de obstáculos, apertura de drenajes o badenes, limpieza de cunetas y pasos de agua, etc.)
  • Adecuación de espacios naturales protegidos, áreas recreativas y perímetros de monte, pudiendo incluir pintado, instalación, mantenimiento o reposición de señales, mojones u otros elementos de delimitación, información o interpretación, así como repaso, mantenimiento, retirada o instalación de cerramientos.
  • Mantenimiento de construcciones e infraestructuras destinadas al servicio del monte en el que se ubican, tales como captaciones, pilones, depósitos de agua, refugios, abrevaderos, apriscos, muros o análogo.

También participarán en el operativo cuadrillas nocturnas, que realizarán las siguientes tareas:

  • Extinción de incendios forestales: Será su cometido principal, sustituyendo a las cuadrillas de tierra al caer la noche, evitando sus prolongaciones de jornada, y actuando como primer medio al estar ya constituidas, en los incendios que se declaren en horario nocturno.
  • Trabajos de vigilancia preventiva: Siempre que no sea necesaria la intervención en incendios, los componentes de la cuadrilla realizarán vigilancia preventiva y disuasoria patrullando por las zonas con mayor riesgo de incendios forestales.