Num: 7326 | Lunes 29 de noviembre de 2022
El tiempo - Tutiempo.net
El tiempo - Tutiempo.net

José María Pelayo: "El que quiera seguir usando la mascarilla puede hacerlo y no pasa nada"

El jefe de la Unidad de Calidad Asistencial y Seguridad del Paciente y psiquiatra del Hospital El Bierzo no considera que hayan aumentado los casos de hipocondriasis, pero sí la ansiedad y las depresiones

José María Pelayo. / QUINITO

El pasado miércoles entraba en vigor el real decreto que relaja la normativa de uso de mascarillas en interiores, interpretado fundamentalmente como un 'adiós a las mascarillas' después de más de dos años de pandemia. Pero lo cierto es que se siguen viendo los tapabocas tanto en interiores como en exteriores, ya que durante este tiempo nuestra conducta ha sufrido cambios y costará volver a la situación previa a marzo de 2020, si es que alguna vez volvemos. La psicología juega aquí un papel importante.

El jefe de la Unidad de Calidad Asistencial y Seguridad del Paciente y psiquiatra del Hospital El Bierzo, José María Pelayo, señala que no necesariamente todas las personas que siguen usando la mascarilla lo hacen por miedo o por un cuadro de hipocondriasis, y asegura que "yo mismo seguramente la seguiré usando en muchos sitios por un tema de precaución. Una cosa es que el covid haya bajado de nivel de riesgo, pero no deja de tener una incidencia altísima y tampoco hay que exponerse a lo tonto. Antes del covid, cuando veíamos mascarillas en Asia no sabíamos por qué las llevaban, ahora ya entendemos que es una forma de proteger a los demás si tenemos síntomas de alguna enfermedad".

Volviendo a la hipocondría, el doctor Pelayo considera que "hay un porcentaje de gente que la va a seguir usando incluso con riesgo cero porque tienen un rasgo personal de hipocondriasis y les hemos dado una serie de herramientas que les han dado pie a afianzar ese pensamiento, pero no creo que haya aumentado el número, quizá es que nos fijamos más".

Donde sí ha habido un incremento claro es en los casos relacionados con la ansiedad o la depresión: "Han subido las solicitudes de consulta porque nuestra conducta ha cambiado y también la forma de relacionarnos. Ten en cuenta que le hemos pedido a la gente que se quede en casa cuatro meses y, cuando salieron, que guardaran las distancias. También llevamos tiempo sin ver expresiones faciales y con una inseguridad continua. Todo eso tiene que tener alguna consecuencia. No han aumentado los trastornos graves, pero sí los cuadros de ansiedad y depresión, o al menos sus síntomas, pero han subido en el Bierzo y en Nueva York, es algo general en todo el mundo. Al principio se daba más en jóvenes, pero ahora ya abarca a todos los grupos de edad".

A este respecto, confía en que, con la paulatina vuelta a una cierta normalidad, estos cuadros vuelvan también a números prepandémicos, "aunque aún falta", advierte.

El caso de los más pequeños

Entre las nuevas normas se encuentra también el fin de la obligatoriedad del uso de mascarillas en centros educativos, tanto para alumnos como para personal docente, pero también estos días los niños siguen yendo a clase con su inseparable mascarilla. En el caso de los pequeños, José María Pelayo recuerda que "los niños son muy normativos, interiorizan mucho más las normas, y si les das una buena norma, sobre todo si es clara, les das seguridad. Por eso ahora tienden a seguir con ella, aunque también habrá los que la manden a volar el primer día".

En ese sentido, el doctor señala que "los niños han vivido con mayor inseguridad y, sobre todo, el tema de las distancias. Con la retirada de las mascarillas ven que se les había dado una norma que era un elemento de seguridad para ellos y quitársela ahora les puede dar mayor inseguridad. Mantenerla les ayuda a estar más tranquilos".

Por eso, recuerda que la nueva norma no elimina la posibilidad de usar las mascarillas por la razón que sea y no se debe señalar con el dedo a quien quiera continuar utilizándola en su día a día: "Se ha repetido mucho eso de 'nos quitan las mascarillas', pero a nadie se la quitan, simplemente se levanta la estricta norma de usarla en todo momento. El que la quiera usar la puede seguir utilizando y no pasa nada".

© 2022 Actualidad Digital Ibérica. Todos los derechos reservados.