La Consejería de Economía y Hacienda y la Diputación de León acometerán iniciativas conjuntas de gestión y optimización del suministro de energía eléctrica en aquellos municipios que se encuentran incluidos en el Plan de Dinamización de los Municipios Mineros. Así será después del acuerdo firmado entre la consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, y el presidente de la institución provincial, Juan Martínez Majo, a partir del cual promoverán el ahorro energético, reducirán los gastos corrientes y favorecerán las inversiones en materia de eficiencia, para lo que contarán con el respaldo del Ente Regional de la Energía (Eren).

Para alcanzar este fin, la primera de las actuaciones consistirá en la elaboración de un inventario de centros de consumo y puntos de suministro eléctrico, así como el establecimiento de un sistema de monitorización de su gasto energético. Será después cuando se abordarán las medidas de optimización para luego proceder al análisis de los contratos vigentes con las comercializadoras para comprobar si las potencias y tarifas contratadas se ajustan a las necesidades y consumos reales de los ayuntamientos, y en el caso contrario, plantear las modificaciones oportunas.

En último lugar se prevé el diseño y puesta en marcha de un sistema de seguimiento y mejora continua de las instalaciones energéticas de los municipios mineros que están asesorados por la Diputación. Para conseguirlo, la Junta podrá a disposición de los municipios la herramienta telemática de Optimización de Tarifas Eléctricas (Opte), que ofrece un diagnóstico de los hábitos de consumo de cada centro o edificio y propone la solución más óptima para reducir el gasto fijo de facturación eléctrica, hacer un uso responsable de la energía y proponer la mejora de los contratos de suministro.

El acuerdo tiene una vigencia inicial de dos años prorrogables durante otros dos y prevé que la Diputación ponga a disposición del Eren la información en materia energética necesaria para realizar los estudios de los puntos de suministro y consumo municipales para efectuar la grabación de datos. La institución provincial también tendrá la condición de interlocutor entre la Junta y las entidades locales, además de que coordinará las acciones para que se implementen las correcciones oportunas en sus instalaciones.

Por su parte, el Eren velará por la actualización permanente de la base de datos, en especial en lo referente al registro de consumos y las condiciones contractuales con las comercializadoras, elaborará un análisis para la optimización de los contratos e informes individuales para cada punto de suministro y asesorará a la Diputación, tanto sobre el uso de la herramienta Opte como sobre las medidas de eficiencia previstas en el marco del acuerdo.

Desde Opte se gestionan actualmente los contratos eléctricos de la Universidad de Valladolid y de 135 municipios de Castilla y León gracias a los acuerdos de colaboración suscritos por la Consejería de Economía y Hacienda con la institución académica, en el primer caso, y con las diputaciones de Ávila, Burgos y Segovia, en el segundo. La administración autonómica ha gestionado y optimizado con esta herramienta 1.830 contratos de luz y gas correspondientes a 1.730 edificios públicos, lo que le ha permitido ahorrar 2,5 millones de euros durante 2016 solo en concepto de costes fijos del recibo.