La ya tradicional alfombra floral volvió a decorar la entrada de la Basílica de La Encina de Ponferrada, que celebró el Corpus con el manto vegetal que recibió la procesión tras la ceremonia religiosa que contó con la participación de muchos de los representantes del Ayuntamiento de la capital berciana.

Los niños que realizaron la primera comunión este año fueron los grandes protagonistas de una procesión que desafió al intenso calor y las altas temperaturas que se registraron este domingo en Ponferrada.

En Villafranca también se realizó la tradicional procesión por las alfombras que se elaboraron durante todo el sábado.