Los propietarios de Fríger tendrán que responder ante la ley

El pasado 11 de junio se presentó querella en su contra por un presunto delito de alzamiento de bienes e impagos.
Los imputados ya han declarado ante el juez

Redacción / EBD

El pasado 11 de junio, en el Juzgado de 1º instancia número 3 de Ponferrada, varios trabajadores de la extinta empresa del grupo Fríger (Dan, Danfri, Blanfrio y Fridan) presentaron una querella penal contra el propietario de la empresa Silvestre Blanco Rodríguez, así como a sus hijos José, Alberto, Gabriel y Elena Blanco Álvarez.

Esta querella, esos trabajadores, demandan al propietario y herederos de la Empresa Mercantil de Refrigeración española Fríger por un presunto delito de alzamiento de bienes e impagos.

image

El pasado 29 y 30 de julio, tanto el propietario como sus hijos declararon ante el juez. De momento el caso se encuentra a la espera de la documentación que le ha sido requerida por el juez.

La empresa berciana Fríger que cerró sus puertas entre finales de 2011 y principios de 2012. Dejó en la delegación del Bierzo alrededor de 210 personas sin trabajo. La mayoría de ellas fueron despedidas a través de un ERE y algunos de los trabajadores realizaron una extinción de contrato. Son estos últimos los que ahora demandan al empresario y a sus hijos por un presunto delito de alzamiento de bienes e impagos.